LA ADMINISTRACIÓN AUTONÓMICA ASTURIANA EN 2013: UNA MIRADA CRÍTICA


El año 2013 ha supuesto la consolidación de los recortes salariales y la supresión de derechos para los empleados públicos asturianos.

La ofensiva del Gobierno del PP en los dos últimos años y en todos los frentes contra los derechos sociales y laborales conquistados en las últimas décadas, para cumplir con los objetivos macroeconómicos que imponen los poderes financieros, también nos ha afectado como trabajadores que somos.

Los empleados públicos fuimos la antesala de toda esta ofensiva masiva que hoy sufren los trabajadores de este país, donde ya se han generalizado el despido masivo, las drásticas reducciones salariales, la supresión de la negociación colectiva y la eliminación de todo tipo de derechos, lo que empeora nuestra calidad de vida como trabajadores y como ciudadanos.

El Gobierno monocolor del PSOE en Asturies, apoyado hasta ahora por sus dos aliados políticos, IU y UPyD, ha colaborado muy eficazmente en el ataque que venimos sufriendo los empleados públicos. Colabora; y por tanto, nos ataca igualmente.

En infinidad de aspectos que nos afectan directamente tenemos pruebas de que hoy tenemos y trabajamos en una Administración Asturiana peor: retribuciones, jornada, empleo público, plantillas, ausencia de negociación real, aplicación de la reforma laboral del PP, insumisión jurídica a través de modificaciones legislativas cual vulgares trileros, ningún resultado.

Decir que algún mínimo cambio es el fruto posible de una negociación como la del ecreto de Jornada, es mentir. La Administración del PSOE impuso sus criterios en línea con los recortes de Madrid, igual que lo hizo con todos los recortes del PP, aplicando reducción de salarios, suprimiendo derechos, eliminando los puestos de trabajo por cientos, aumentando la jornada y precarizando aún más el empleo en la Administración, abusando para todo ello de la autoridad y el poder unilateral que le da una retrógrada normativa que en el siglo XXI, niega la Negociación Colectiva a los empleados públicos asturianos.

La Administración socialista adultera la negociación, convirtiéndola en una farsa con algún invitado de piedra. La recuperación en este año de al menos una parte de la paga extra arrebatada en Navidad, tal y como se hizo en unas cuantas administraciones de todo el país, se vio abortada por su aplicado afán ahorrador. Como también rechazaron incluir la reducción de jornada de verano en el Decreto de Jornada aprobado hace pocos meses.

Los Concursos de Méritos siguen enfangados en una agitada vida judicial, no hay Concursos de Traslados, no hay nueva RPT, ni tampoco Catálogo de laborales, no hay Promociones y la posibilidad de una cercana Oferta de Empleo Público es prácticamente nula.

MOVILIZACIONES

Ya en la primavera de 2012, la Junta de Personal Funcionario inició la respuesta a estas agresiones, con la convocatoria de varias asambleas informativas, manifestaciones y coordinando la convocatoria de una gran manifestación de todo el sector público asturiano.

No obstante, hay que decir que la respuesta más contundente y continuada la dieron los Viernes Negros, surgidos de la reacción espontánea de los propios empleados públicos, manteniendo una fuerte y persistente lucha a lo largo de todo este año.

P1260794a IMG_8729

Con más o menos apoyos, pero siempre con un número aceptable de participantes a pesar de la dispersión de centros de trabajo o la falta de implicación (habría que decir insolidaridad) de un buen número de empleados públicos asturianos, se hizo llegar a la sociedad asturiana por todos los medios disponibles, la denuncia de las injusticias que se estaban y se están cometiendo con nuestros salarios, derechos, con nuestras condiciones de vida y trabajo.

Las concentraciones realizadas a las puertas de los centros de trabajo para reivindicar con fuerza la reducción de la jornada de trabajo en verano, fueron secundadas por muchos empleados públicos, pero la Administración hizo oídos sordos.

 “LOS VIERNES NEGROS MOVILIZARON A LOS EMPLEADOS PÚBLICOS EN ASTURIES DURANTE TODO 2013”.

2014, NI UN RECORTE MÁS

La previsible prórroga presupuestaria para 2014 en Asturies, será una excusa más para consolidar los recortes salariales y la pérdida de derechos. Pero en materia de plantillas podemos encontrarnos con una mayor destrucción aún de puestos de trabajo.

Sólo una reacción masiva de los empleados públicos en defensa de sus derechos, sería capaz de pararles los pies, para exigirles que empiecen a devolver lo que nos robaron.

ALGUNOS DATOS: RETRIBUCIONES Y DERECHOS

Las medidas de recorte salarial impuestas a los empleados públicos han supuesto de media la pérdida de un 24% de poder adquisitivo en los últimos 3 años. La supresión de la paga extraordinaria de diciembre de 2012, que seguía a la rebaja de un 5% de los salarios públicos en 2010 y las sucesivas congelaciones, supusieron un ataque sin precedentes a las retribuciones de los empleados públicos, tomados como presa fácil para empezar a enjugar el recorte a costa los demás y marcar el camino para la actual reducción de retribuciones generalizada para los trabajadores de todo el país.

El aumento de jornada también impuesto, que implica trabajar una media de 110 horas más de nuestra vida al año por menos dinero, devalúa aún más nuestro trabajo como servicio público.

La supresión de casi todos los derechos laborales conseguidos en ejecución de una Reforma Laboral, la eliminación de días de permiso conquistados en anteriores etapas en las mesas de negociación o la penalización de la enfermedad, son sólo algunas de las medidas que contribuyeron a degradar nuestras condiciones de vida y de trabajo en aras de una hipotética reducción del gasto público.

En Asturias, con un gobierno de signo teóricamente contrario al estatal, todas estas medidas se aplicaron sin la menor dilación e incluso sin el mínimo gesto público de reproche o disentimiento; es más, la imposición del aumento de jornada en la Administración Asturiana, fue el primero en implantarse en todo el Estado. En la mayor parte de las administraciones públicas, año y medio después, sigue aún sin aplicarse. Sin problema.

“24% DE RECORTE SALARIAL EN 3 AÑOS. 110 HORAS MÁS DE JORNADA ANUAL. SUPRESIÓN GENERALIZADA DE DERECHOS”.

Aquí nuestros gobernantes, nuestros patronos, vieron en el aumento de jornada una fórmula ideal para ahorrar unos millones de euros en contrataciones temporales, anteponiendo el ahorro a la condena al paro de cientos de nuestros compañeros y compañeras temporales e interinos.

EMPLEO PÚBLICO

Según datos de la EPA (Encuesta de Población Activa) se han perdido en los últimos años un total de 390.000 puestos de trabajo en el sector público desde finales del tercer trimestre de 2011, fecha en que el PP llegó al poder. Se han extinguido en ese periodo 36.500 contratos indefinidos en este sector, el resto son plazas amortizadas, o sea, suprimidas directamente.

Según esta EPA, en Asturias han sido 6.000 los puestos suprimidos en el sector público, más que empleados tiene cualquier empresa de esta Comunidad Autónoma.

Sectores que nos dicen que consideran prioritarios, como la Sanidad, la Educación o los Servicios Sociales, han visto reducidos sus efectivos de forma drástica.

Solamente en Sanidad, según asume el propio Consejero asturiano, durante el pasado año 2012 han sido suprimidos 602 contratos temporales en el ámbito sanitario, fundamentalmente en personal de hospitales, motivado por el aumento de jornada impuesto. Salvan cifras aumentando el número de paradas y parados de los servicios públicos.

En Educación, la plantilla de docentes asturianos se ha reducido en 1557 profesores desde el curso 2010/11 al actual y se ha precarizado aún más la función docente con cientos de contratos a media jornada, actualmente el 40% de los que puestos que ocupan interinos, que rondan los 800 euros, aduciendo unos necesarios recortes. Mientras, en 2013 se sufraga a la Enseñanza Concertada con casi 80 millones de euros.

En Administración y Servicios, Consejerías y Organismos Autónomos, la propia Administración reconoce a setiembre de este mismo año, que tienen nada menos que 1278 puestos vacantes, puestos fijos vacantes que no parece que haya la más mínima intención de cubrir ni a corto ni a medio plazo.

“6.000 PUESTOS SUPRIMIDOS EN EL SECTOR PÚBLICO ASTURIANO EN DOS AÑOS. 1.557 PROFESORES MENOS. 1.278 VACANTES SIN CUBRIR”.

La sangría de puestos es continua, las plantillas están en muchos centros de trabajo al límite de sus posibilidades y se está llegando a una situación insostenible en sectores de asistencia directa a los ciudadanos a causa de la eliminación de puestos de trabajo, lo que sin duda repercute en la sociedad asturiana, a la que, por otra parte, servimos. Estas medidas contribuyen a prestar un servicio público que, en muchas ocasiones, no tiene la calidad exigible, excusa perfecta para poder abordar con mayores garantías la privatización de lo público.

EXTERNALIZACIÓN

Desde hace muchos años, en esta Administración está privatizado todo lo relacionado con la Informática; en 2013 se destinaron en la Administración Autonómica más de 36 millones de euros de dinero público para financiar Servicios Informáticos externos, para la compra de Aplicaciones Informáticas y Licencias y para el consiguiente mantenimiento de las mismas, empresas privadas, multinacionales algunas, que además en la mayoría de los casos explotan a sus trabajadores, precarizados, a los que pagan salarios de miseria. Un gran negocio.

Pero también amplios sectores de la Sanidad, de la Atención a la Infancia, a los Dependientes o a los Mayores, de la Educación con servicios privatizados en los Centros y también de otros muchos campos del ámbito cultural, de la redacción de proyectos, la tramitación de expedientes, están comprados a empresas privadas, que ven en lo público un nicho de negocio. Nuestros responsables solamente ven que ¿ahorran?

“36 MILLONES AL AÑO PARA EMPRESAS PRIVADAS RELACIONADAS CON LA INFORMÁTICA”

Pero eso sí, mientras se reduce drásticamente el gasto en personal, vemos como hay más gente de Gabinete y asesores por cargo público que nunca y que se mantienen para todos ellos unas retribuciones altísimas que no sufren recortes como los nuestros.

Y como guinda del pastel, tenemos ahora mismo encima de la mesa la propuesta de este Gobierno para crear hasta 72 nuevas plazas de personal Directivo, para así poder retorcer la aplicación de la justicia con su generalizada Libre Designación y mantener a la gente que les interesa muy bien retribuida.

 Kike López

Asamblea de Trabajadores Públicos de Asturias

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s